Campeonato Mundial Femenino 2016

Ajedrez y Polémica 

El Mundial femenino de ajedrez comenzó este viernes en Teherán envuelto en la polémica por la elección de esa sede, que ha llevado a varias jugadoras clasificadas por ranking a renunciar al torneo para no verse obligadas a jugar con velo. La ausencia más notable, la de la vigente campeona Hou Yifan, obedece sin embargo a otros motivos: la jugadora china lleva meses enfrentada con la federación internacional (FIDE) por su gestión del ajedrez femenino.

 

Deysi Cori, buscara dar la sorpresa en el mundial

 

La ucraniana Mariya Muzychuk, campeona del mundo en 2015 y subcampeona ante Hou en 2016 (y que acaba de fichar por el club Laboratorio SyS de Paterna, Valencia); la campeona estadounidense Nazi Paikidze; y la cinco veces campeona argentina Carolina Luján se han negado a ser cómplices del régimen iraní y de unas leyes “de opresión de la mujer”, en palabras de Paikidze. Luján expresó en sus redes sociales que “el uso obligatorio del hiyab no es un simple código de vestimenta. Significa mucho y, por mis creencias, convicciones y valores no estoy dispuesta a ser obligada a usarlo (…). Para mí es evidente que Irán no es el país adecuado para una competencia tan prestigiosa. La desorganización e indiferencia de la FIDE me ha desilusionado”, dijo.

En ausencia de estas figuras, la ganadora del Gran Premio FIDE 2015-2016, la china Ju Wenjun, y la campeona mundial de partidas rápidas y relámpago (‘Blitz’), la ucraniana Anna Muzychuk, primera y segunda cabeza de serie en Teherán, son las favoritas al título. La doble campeona europea Valentina Gunina, de Rusia, y las ex campeonas mundiales Alezandra Kosteniuk, rusa; Anna Ushenina, ucraniana, y Antoaneta Stefanova, búlgara, completan el grupo de principales aspirantes.

Mientras tanto en Perú esperamos que Deysi Cori de la sorpresa y se convierta en una aspirante al título mundial femenino, aquí en Torre Negra seguiremos sus partidas, con mucha expectativa.

 

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.